Solución de respuesta automática que toma medidas precisas contra las ciberamenazas en curso, limitando el daño y deteniendo su propagación en tiempo real.

Las amenazas actuales son tan rápidas que abruman a los equipos de seguridad, tanto así que pueden acabar con centros de datos completos en cuestión de minutos. Con estos ataques cada día más avanzados y el negocio digital creciendo en escala y complejidad, los equipos de seguridad simplemente no pueden responder a las amenazas lo suficientemente rápido.

La tecnología de respuesta autónoma de Darktrace, Darktrace Antigena, utiliza Cyber AI para calcular la mejor acción a tomar en el período de tiempo más corto, y así responder de manera efectiva a un ciberataque.

Debido a que la Cyber AI de Darktrace aprende el «yo» de su empresa desde cero y tiene una comprensión muy evolucionada de lo que es normal, incluso puede responder a amenazas sutiles que nunca antes se habían visto, pero que podrían poner en peligro los sistemas o datos clave.

Como un anticuerpo digital dentro del sistema inmunológico humano, Autonomous Response funciona imponiendo el «patrón de vida» de un usuario o dispositivo amenazante, neutralizando quirúrgicamente los ataques y dando a los equipos de seguridad un tiempo crítico para responder de manera efectiva frente a un incidente de ciberseguridad.

La tecnología de IA de respuesta autónoma de Darktrace es la primera de su tipo y ha sido reconocida por los principales expertos, incluida la Royal Academy of Engineers, como una “innovación pionera”.


Antigena Network

Antigena Network es la primera solución de respuesta autónoma del mundo para empresas. Impulsado por IA de autoaprendizaje, es la única solución que puede interrumpir los ataques a la velocidad de una máquina y con precisión quirúrgica, incluso si la amenaza es un objetivo o completamente desconocida.

Al tomar medidas rápidas y específicas, Antigena Network detiene las amenazas emergentes que otras herramientas pasan por alto. La tecnología proporciona cobertura 24 horas al día, 7 días a la semana, de toda su fuerza laboral, cuando los equipos de seguridad están abrumados o simplemente no están cerca. Antigena tarda un promedio de 2 segundos en detener una ciberamenaza emergente.

Antigena Network toma medidas inteligentes para neutralizar las ciberamenazas y mantener sus objetivos clave de seguridad. Antigena, es fundamental para defenderse de ataques sigilosos, novedosos y de rápido movimiento, ya que reacciona en segundos, lo que le da tiempo a su equipo de seguridad para tomar acciones adicionales.

A diferencia de las defensas tradicionales, Antigena Network puede ofrecer una respuesta autónoma inteligente porque sus acciones se basan en el motor de inteligencia artificial central de Darktrace, cuyas decisiones:

Antigena Email

El 94% de las ciberamenazas comienzan con un correo electrónico.

Antigena Email utiliza la inteligencia artificial central de Darktrace para detener las amenazas de correo electrónico más avanzadas, interviniendo de manera precisa para proteger a los empleados de toda la gama de amenazas dirigidas a la bandeja de entrada del servicio de correo electrónico. 

En lugar de depender de reglas estáticas y datos históricos, la tecnología funciona al comprender los «patrones de vida» únicos de los usuarios de correo electrónico y la compleja red de relaciones entre ellos. Este enfoque de autoaprendizaje permite a Antigena Email revelar correos electrónicos aparentemente benignos como inequívocamente maliciosos.